Buscar
06:10h. Viernes, 25 de Mayo de 2018

INTERNACIONAL

El príncipe heredero de Arabia Saudita crea alianza militar contra el terrorismo

El príncipe heredero de Arabia Saudita ha prometido 'eliminar a los terroristas de la faz de la tierra' mientras funcionarios de 40 países musulmanes se reúnen en la primera reunión de una alianza islámica contra el terrorismo.

El príncipe Mohammed bin Salman, quien también es ministro de defensa saudita, dijo a los funcionarios en Riad que "en los últimos años, el terrorismo ha estado funcionando en todos nuestros países ... sin coordinación" entre las autoridades nacionales. 

"Esto termina hoy, con esta alianza", agregó.

La cumbre es la primera reunión de ministros de defensa y otros altos funcionarios de la Coalición contra el Terrorismo Militar Islámico, que cuenta oficialmente con 41 países e identifica como un "frente unificado panislámico" contra el extremismo violento.

La reunión del domingo se produce cuando varias coaliciones militares, incluyendo al aliado saudí clave de Estados Unidos, luchan para sacar al ISIS de sus últimos bastiones en Irak y Siria.

Los grupos de la alianza son en gran parte, aunque no exclusivamente, países de mayoría suní o gobernados por suníes.

Excluye al archirrival de Arabia Saudita, el Irán dominado por los chiíes, así como a Siria e Irak, cuyos líderes tienen estrechos vínculos con Teherán.

La reunión del domingo coincide con una escalada de las tensiones entre Riad y Teherán, en particular por las guerras en Siria y Yemen y por la estructura política del Líbano multiconfesional.

Arabia Saudita acusa a Irán de apoyar a grupos armados en todo Medio Oriente, incluidos los chiítas Hezbolá de Líbano y los rebeldes huthi de Yemen.

"El pilar de esta coalición es la inclusión", dijo el general saudita Abdulelah al-Saleh, el secretario general interino de la alianza, minimizando la exclusión de los tres países.

"Nuestro enemigo común es el terrorismo, no cualquier religión, secta o raza".

La reunión de la alianza en Riyadh reúne a naciones de mayoría musulmana o musulmana, incluidos Egipto, los Emiratos Árabes Unidos, Bahrein, Afganistán, Uganda, Somalia, Mauritania, Líbano, Libia, Yemen y Turquía.

El general paquistaní retirado Raheel Sharif, que ha sido nombrado comandante en jefe, también insistió en que la coalición no estaba en contra de ninguna religión o estado.

La alianza tiene como objetivo 'movilizar y coordinar el uso de los recursos, facilitar el intercambio de información y ayudar a los países miembros a construir su propia capacidad antiterrorista', dijo Sharif.

Si bien la alianza incluye oficialmente a Qatar, que es el objetivo de un boicot de seis meses liderado por Arabia Saudita, los organizadores en Riad dijeron que no había funcionarios qataríes presentes en la reunión. La bandera de Qatar también estaba ausente.

Arabia Saudita, Emiratos Árabes Unidos, Egipto y Bahréin abruptamente cortaron las relaciones diplomáticas y comerciales con Qatar en junio, acusando al emirato de estar demasiado cerca de Irán y apoyar el extremismo islamista. 

Egipto, que envió a un oficial militar y no a su ministro de Defensa a la reunión del domingo, se tambalea por el ataque del viernes a una mezquita que mató a más de 300 personas durante el tiempo de oración.

Mientras que IS no se ha atribuido la responsabilidad, las autoridades egipcias dicen que la organización es el principal sospechoso, ya que la mezquita está asociada con los seguidores de la rama mística sufí del Islam sunita, a quien IS ha tildado de herejes.

El príncipe Mohammed dijo que el "doloroso evento" del viernes fue un recordatorio del "peligro del terrorismo y el extremismo".

"Más allá del asesinato de personas inocentes y la propagación del odio, el terrorismo y el extremismo distorsionan la imagen de nuestra religión", dijo.

Desde su repentina designación como príncipe heredero, el Príncipe Mohammed ha pasado a consolidar el poder, anunciando medidas enérgicas contra el terrorismo y la corrupción.

Fuente: dailymail